Gabriel Boric: Conozca quién es el nuevo presidente de Chile, con solo 36 años | mundo

El presidente electo de Chile, Gabriel Boric, quien tomará juramento este viernes (11), es un exdirigente estudiantil de 36 años que hizo su campaña sobre la base del discurso de la “esperanza” y trabajó para representar un anhelo de cambio. con la promesa de fortalecer el estado de bienestar en el país.

“Representamos el próximo proceso de cambio y transformación (pero) con la gradación necesaria”, dijo una vez durante la campaña electoral para disipar los temores de que su elección podría anunciar el comienzo de un período de caos.

Boric tiene, como él define, “un faro que ilumina una isla desierta” tatuado en su brazo izquierdo y se relaja leyendo, pero su vida real es la de un activista de izquierda. En su ciudad natal de Punta Arenas (sur) sobre el Estrecho de Magallanes, este político comenzó a soñar con este modelo de prosperidad para su país.

Actualmente, sin embargo, está siendo criticado por la izquierda, que le ha acusado de adoptar un tono más moderado que su discurso de campaña del año pasado y de elegir nombres más cercanos al centro para la composición de su gabinete.

  • Qué esperar de Gabriel Boric, presidente electo de Chile
  • SANDRA COHÉN: Boric está recaudando capital político, pero tendrá que practicar el arte de la mediación

Gabriel Boric, de izquierda a derecha, es elegido presidente de Chile

Boric se postuló para la presidencia de Chile mayor de edad y era el más joven de los siete candidatos que se postulaban para suceder al conservador Sebastián Piñera. Se convertirá en el presidente chileno más joven de la historia. Su candidatura representa a la coalición “Consiento a la dignidad” que agrupa al Frente Amplio y al Partido Comunista.

Tuvo su mayor crítica a la democracia después de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990). Continuó el modelo económico liberal que tomó prestada una clase media y baja para pagar la educación, la atención médica y las pensiones privadas..

Muchos simpatizantes y críticos lo han visto ascender como líder político desde 2011, cuando lideró protestas estudiantiles por educación gratuita en uno de los países más caros del mundo.

Gabriel Boric es elegido presidente de Chile — Foto: AP Photo/Andres Poblete

“Nuestra generación ingresó a la política en 2011 y se quitó algunos de los miedos creados por la dictadura y los pactos de transición”, dijo.

Su discurso se refirió al régimen militar de Pinochet (1973-1990) y a la Concertación, la coalición de centroizquierda que ha gobernado la mayor parte de los 31 años de democracia desde 1990 y que hoy yace desmoronada, desacreditada como reflejo de la crisis de confianza institucional. .

En la fase final de la campaña electoral, el joven candidato cambió la imagen de universitario rebelde por la de “buen estudiante”, acorde con el tono moderado y negociador de esta nueva etapa.

Cuando fue director del sindicato de estudiantes de la Universidad de Chile hace 10 años, atribuyó el inicio de la encuesta a un modelo importante “para hacer de Chile un país más justo”, dijo.

En ese momento, la democracia chilena tenía apenas 20 años y los estudiantes comenzaban a “cuestionar el modelo de desarrollo, cuestionar por qué se privatizaban lo que pensábamos que eran derechos sociales; por qué la educación era un privilegio y no un derecho, por qué la salud era para ricos y no para pobres, porque las pensiones se han convertido en un negocio”, dijo.

Durante los disturbios sociales que sacudieron a Chile en octubre de 2019, Boric protagonizó la firma del acuerdo político -del que se ha retirado el Partido Comunista, que actualmente lo apoya-, un referéndum para reformar la constitución heredada de la dictadura para convocar

Los críticos acusan a Boric de su inexperiencia, su alianza con el Partido Comunista, su falta de título universitario a pesar de haber terminado sus estudios de derechoy su postura también cambia.

Con eso en mente, sus oponentes en la carrera presidencial han desenterrado El tuit de Boric celebrando a Nicolás Maduro como nuevo presidente de Venezuela tras la muerte de Hugo Chávez en marzo de 2013. Durante la campaña electoral, sin embargo, la joven candidata insistió en condenar a ese régimen y denunció los cumplidos de un líder comunista chileno sobre la reciente victoria de Daniel Ortega en Nicaragua.

“En nuestro gobierno el compromiso con la democracia y los derechos humanos será sin reservas, sin apoyo a ningún tipo de dictadura y autocracia, le duela a quien le duela”, escribió recientemente en sus redes sociales.

Sus seguidores incluyen a artistas famosos como el cineasta Pablo Larraín, director de “No” (2012) y “Jackie” (2016). Larraín, hijo del ministro de Justicia del gobierno de Piñera, pertenece a una familia de la llamada élite de derecha del país.

Originario de Punta Arenas, en el extremo sur del país, Boric creció en una familia simpatizante de los partidos socialista y demócrata cristiano. No está casado pero tiene una pareja con la que comparte opiniones políticas pero que rechaza el papel de primera dama.

“Vengo del sur de la Patagonia, donde comienza el mundo, donde se funden todas las historias y fantasías, en el Estrecho de Magallanes que ha inspirado tantas novelas”, dijo orgulloso de su región.

Si llega a la presidencia, quiere “algo que se daría por hecho en Europa, que es garantizar un estado de bienestar para que todos tengan los mismos derechos, por mucho dinero que tengan en la cartera”, dijo.

Nazario Ortega

"Pensador ávido. Friki de la comida. Adicto a los viajes. Explorador. Fanático de la cerveza. Emprendedor".

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *